ALFREDO FERRE  ES  

ONOMEYA 

LA UNION ENTRE LA MÚSICA CLÁSICA,

LA MÚSICA ELECTRÓNICA Y LA MÚSICA ESPIRITUAL

-VIOLONCELISTA

Onomeya, Alfredo Ferre, es uno de los violonchelistas españoles con mayor proyección y reconocimiento internacional. Su conexión con el público y su honestidad y pureza al expresarse con el instrumento destacan en cada actuación. Onomeya ha sido galardonado con el Primer Premio en el VI Concurso Internacional Antonio Janigro en Zagreb y el Premio Jean Nicholas Firmenich en el Festival Verbier en Suiza en 2017.

 

Nacido en Elda (Alicante-España) en 1994, ha actuado como solista en algunas de las salas de conciertos más importantes del mundo, como el Auditorio Nacional de Música de Madrid, el Auditorio V. Lisinksi de Zagreb, el Teatro La Fenice de Venecia, la Sala Shostakovich de San Petersburgo, KKL Luzern, el Teatro Nacional Carlos Plantini de República Dominicana, la ADDA de Alicante, el Palau del Arts de Valencia, con orquestas como Zagreb Soloists, la Orquesta de Radio-Televisión de Croacia , Varazdin Kammerorkester, la Orquesta Filarmónica de Málaga, Lunebürg Bachorkester o la Orquesta Freixenet del Colegio Reina Sofía, entre otros.

 

Tras sus primeros años bajo la dirección de Francisco Pastor, Alfredo ingresa en la Escuela Superior de Música Reina Sofía de Madrid, en la cátedra de Natalia Shakhovskaya y Michal Dmochovsky, quienes tienen un papel determinante en su desarrollo como violonchelista. En 2017 se traslada a Suiza, para continuar su formación con Ivan Monighetti y Claudio Martinez Mehner, completando una maestría y dos posgrados en la Musik Akademie de Basilea, ciudad donde reside actualmente. Heime Muller y Anton Kernjak despiertan su gran interés por la música de cámara.

 

En este sentido, ha colaborado con artistas como Mischa Maisky, Claudio Martínez-Mehner, Sol Gabetta, Lily Francis, Ettore Causa, Vlad Stanculesa, Ivan Monighetti, etc. También es cofundador del MAD Ensemble, un conjunto de cámara con sede en Basilea.

 

Destacan sus recientes apariciones en los festivales Verbier, Pau Casals y Theatre im Hof, así como su debut con la Sinfonia Concertante para violonchelo y orquesta de Prokofiev bajo la batuta de Enrico Dindo en Zagreb, Croacia. Onomeya ha participado en otros festivales como Gstaad Menuhin Festival, Le Conques en Francia, Festival Kronberg, Festival Internacional de Úbeda, Festival Pau Casals en El Vendrell, Festival Clásicos en Verano en Madrid o el Encuentro de Música de Santander.

 

Los conciertos de Onomeya han sido retransmitidos, entre otros, por la Radio Televisión Croata, Medici TV, la Radio de Venecia, la SRF de Suiza, o RTVE en su Concierto nº2 de J.Haydn para violonchelo y orquesta de "LA 2".  

 

Onomeya toca un violonchelo cedido amablemente por un mecenas de las artes, presuntamente construido por Francesco Gofriller alrededor de 1740, en Venecia.

-COMPOSITOR

A los 23 años, tras una pausa por una lesión en el hombro, Onomeya reflexiona sobre su vida y decide explorar su lado creativo. A partir de este momento, motivado por la influencia de otros artistas, especialmente Jacob Collier, emprende un viaje hacia la composición y producción de música electrónica, con creaciones que van desde piezas para videos corporativos, hasta bandas sonoras.  

 

Ha compuesto música para cortometrajes como "La Miel", o el Espectáculo de Danza "La Magia de las Señales", y ha colaborado con artistas como Stephanie Kuenzli en Suiza o Raúl Barrero en España. Su dominio de la tecnología, unido a la riqueza armónica de la música clásica y el uso de su voz en diferentes registros hacen de sus composiciones obras únicas que se adaptan perfectamente a cada proyecto.

Esta versatilidad, unida a su sensibilidad para relacionar la música con la imagen, le ha llevado a trabajar con EPS Studio en Madrid o con el cineasta Jorge Toledo y colabora habitualmente con compañías como Recover.  

 

Onomeya se ha formado en técnicas de sonido y grabación con Toni Sánchez y actualmente es alumno del Máster de Mezcla con Soma.  

-CURACIÓN SONORA

El lado más puro de Onomeya es el relacionado con el desarrollo espiritual, el que utiliza el sonido como herramienta curativa,

tanto para él como para los demás.

 

Formado en Registros Akáshicos en la Escuela de Sabiduría Ancestral (ESA) de Alicante, y tras un largo proceso

de autodescubrimiento personal con la guía de su mentor espiritual, Akasha, Onomeya siente el llamado a compartir su experiencia y dones con el mundo, a través de terapias sonoras, tanto individuales como grupales. En estas terapias, Onomeya canaliza el sonido con su voz, violonchelo y cuencos tibetanos, con el fin de reactivar todo tu potencial, aumentar tu vibración y equilibrar tu cuerpo, mente y emociones.

 

Lo que distingue a Onomeya y sus sesiones es el Mantra personalizado, canalizado y grabado en alta calidad para sus clientes. Estos mantras sonoros, a los que Onomeya accede con los Registros Akáshicos, recopilan una enorme cantidad de información sobre tu ser y te brindan la medicina que necesitas para transformar y sanar tus bloqueos emocionales.

 

Invitado habitualmente a + MasQi, The Energy House en España, Onomeya ha recibido a más de 100 personas en los últimos meses, y ha grabado y enviado más de 600 minutos de Mantras a sus clientes. 

Lugares como el Festival Verbier en Suiza han contratado recientemente sesiones grupales con Onomeya.

 

En una búsqueda por compartir estas técnicas con un público más amplio, Onomeya ha creado el concierto de Spiritual Bach, en el que a través de las seis suites de Johann Sebastian Bach para violonchelo solo y el arte del canto de mantras, lleva a la audiencia a un viaje interior, una purificación del soul donde descubrirán nuevas formas de escuchar y recibir música. Onomeya ha presentado este proyecto en la Fundación Suiza de Basilea o en el Festival Theatre im Hof de Alemania.  

 

Onomeya tiene un dúo espiritual con Zofia Neugebauer, cantante y flautista con quien une sus dotes en conciertos curativos donde utilizan sus voces, violonchelo, flauta y cuencos tibetanos, todo junto con la música electrónica producida por ellos. Han actuado en ciudades como Lucerna, Basilea y Alicante.